Loguito

SosSexo » Ponte como quieras!» ¿Por qué el hombre utiliza varias posturas?
»
Posiciones sexuales (Penetración vaginal) » Mujer encima del Hombre » Hombre penetrando por detrás » Hombre encima de la mujer » Coito lateral » Coito sentado »Coito de pie
»
Embarazo: Posiciones durante el embarazo.
»
Posiciones Avanzadas »Tipos de penetración

Anatomia
Conociendonos
Consejos
Historia del sexo
Sexo & Salud
Técnica & Estilo


VISITA NUESTRO SITIO AMIGO: El Pene en Info-Pene.com

Tamaņo del Pene

Alargamiento del Pene

La Masturbacion

Posiciones Sexuales

Eyaculacion Precoz

Problemas del Pene

Sexo Oral

Sexo Anal

Faq:

»¿Una mala postura se asocia con dolor?
»
¿Hay alguna que represente riesgo?
»
¿Hay alguna posición preferida para el hombre y para la mujer?
»
¿Existe la postura ideal?

 

MUJER ENCIMA DEL HOMBRE

Su origen es de en la región mesopotámica de Ur. Actualmente la utilizan los muzugiu de Australia y los indios crow y hopis de Norteamérica.

Tanto los hombres como las mujeres encuentran las posturas con la mujer encima en extremo satisfactorias. En ellas la mujer desempeña un papel más activo en el control de las sensaciones que provoca y recibe. Con él debajo y relativamente inmóvil, ella puede estimularle el pene con facilidad moviéndose hacia arriba y hacia abajo y controlar con más rapidez la profundidad de la penetración. Para el hombre, es una prueba de que su compañera toma la iniciativa y le permite sentirse objeto de su activa seducción. Estas posiciones son también muy cómodas, en particular cuando ella es más delgada que su pareja. Ella lo ve a él por completo y, al aguantar sobre sí misma su propio peso, queda en libertad de acariciarlo más activamente a la vez que ajusta a voluntad los movimientos del pene. Él queda en libertad de acariciar los pechos de su compañera y tiene una visión excitante de los genitales de ambos. Para las mujeres que controlan su respuesta sexual y sus orgasmos esta posición es ideal, debido al control que pueden ejercer sobre los movimientos.


Ventajas: Cumple con las ventajas que la mujer puede tener el papel activo durante la cópula y el hombre goza de mayor libertad de movimientos. Es una de las posturas más recomendadas porque permite a la mujer dirigir y vigilar el grado de profundidad de la penetración y las partes que el pene va a tocar. Si la mujer se encuentra arriba, puede controlar la intensidad de los movimientos y la velocidad de los mismos. Estas posiciones se aconsejan a las mujeres que padecen vaginismo, un trastorno que hace dolorosa la penetración. En los hombres con eyaculación precoz les permite utilizar el método del "apretón", que consiste en apretar la base del pene antes de la eyaculación para evitarla.

Inconvenientes: Tiene el inconveniente de impedir una penetración profunda, por lo que a veces los penes que en erección tienen un ángulo cercano a los 90º se salen de la vagina. En el aspecto psicológico, muchos hombres rechazan utilizar esta postura al perder el papel protagonista durante el coito. Por otro lado puede ser excitante ya que le deja al hombre la fantasía de ser dominado.

Variantes:


El hombre se halla tumbado boca arriba
y la mujer se sienta sobre él, pero con la
cara y el cuerpo mirando en dirección
a los pies del hombre.

 

La misma posición anterior,
pero la mujer está mirando hacia
la cara del hombre.


 

El hombre está acostado sobre su espalda con las piernas abiertas y la mujer se acuesta encima de él, entre sus piernas, introduciendo el pene en su vagina. El hombre se tiende sobre su espalda, abriendo sus piernas, y su compañera se recuesta sobre él, manteniendo sus piernas a lo largo de él, sus pies sobre los de él. Hay una buena oportunidad de besarse y tener un contacto corporal total. Ella controla el ritmo del coito arrastrándose ella de arriba hacia abajo una y otra vez sobre él. Muchas mujeres encuentran esta posición muy excitante y es la más gustada para encontrar el orgasmo sin estimulación clitoral directa de esta forma que cualquier otra. Ella puede variar la posición cerrando sus piernas y apretándolas, o acrecandose mucho a él, o ambas. Ella puede moverse de esta posición hacia la de sentarse sobre él de frente.


Tips:
Las posiciones sexuales invertidas ayudan a canalizar la energía sexual hacia el cerebro y estimulan también las glándulas, la circulación y el sistema nervioso. La mujer coge el pene con su mano y lo hace penetrar en su vagina como si de una aspiración se tratara. Una vez dentro los oprimirá con los músculos vaginales y lo mantendrá así por un tiempo. Durante la penetración la mujer se mueve de forma circular sobre el hombre.

El hombre apoyado en su espalda levanta la mitad de su cuerpo y la mujer imprime a la mitad del suyo, con el pene dentro de la vagina y sin salirse, movimientos oscilatorios. Cuando la mujer esté fatigada descansa con el pene dentro de su vagina y se intercambian la posición con el hombre emprendiendo de nuevo la acción.

El hombre se tiende sobre su espalda con sus piernas abiertas y su pene dentro de la mujer, quién también se encuentra tendida sobre su espalda, con sus piernas abiertas y sobre él, sus dedos de los pies apuntando hacia la cabeza del hombre, y su cabeza lejos de la de él. La mujer tiene el control. Los amantes no se pueden ver el uno al otro y las sensaciones se concentran en los genitales. Esta posición se puede adoptar después de otra en la cual los amantes se sientan en la cama viéndose el uno al otro de frente, con sus piernas entrelazadas.